Cumbia del Peru

Tu portal de cumbias

Facebook
RSS

Katty JaraSer madre es la única tarea que nunca termina. Cuando una mujer decide traer un hijo al mundo, ya no piensa en ella, sino en ese pequeño ser que cuidará hasta el último día de su existencia. Y en Chollywood también hay madres, algunas figuretis, cantantes, vedettes, actrices y modelos. Cada una tiene distinto oficio y forma de vida pero coinciden en el amor que prodigan a sus hijos.

Sorpresa. Cuando le dijeron que estaba embarazada,Katty Jara sufrió un shock. Hace dos años y medio, la guapa cantante de cumbia se estaba consolidando como vocalista principal de Agua Bella y ya tenía planes de lanzarse como solista, sin embargo, su vida dio un giro radical. Hoy, tras dar a luz y ver crecer cada día a su engreída Lucía Fernanda no se arrepiente de nada; para ella ser mamá es lo mejor que le ha pasado “y no lo cambio por nada”.

Para Katty, su primogénita es el motor que ahora impulsa sus días. La pequeña, fruto de su relación con el dueño de radio Karibeña, Lalo Capuñay, vino con el pan bajo el brazo; para la guapa tujillana, su hija es su amuleto de la buena suerte.

Tras dar a luz, las buenas noticias le vinieron a montones. Hoy no solo se abre camino con su propia orquesta, sino que también ha incursionado con muy buen pie en la actuación, siendo la revelación de la telenovela ‘La Tayson, corazón rebelde’ de Frecuencia Latina.

Amor de madre. “Mi hijita no estaba planeada, pero conforme pasaron los meses y comencé a sentirla en mi vientre, poco a poco fue naciendo ese amor maternal que es indes-criptible. De hecho que mi vida cambió, ahora tengo que ser más organizada en todo sentido porque así lo requiere. Hay que tenerle a ella mucha paciencia, pues a veces te puede sacar de cuadro, pero si tuviera que describirlo a mi estilo, Lucía Fernanda es mi mejor canción de cumbia (risas)”, confiesa la cantante mirando con ternura a su mejor creación.

Dicen que cuando te conviertes en mamá, ya no vuelves a dormir tranquila.
Eso es cierto, desde el primer día que tienes a tu hijo en brazos sabes que ya no podrás volver a dormir.

¿Cómo fueron tus primeros días con Lucía Fernanda?
Yo no dormí nada en la clínica, tenía miedo de que algo le vaya a pasar o que se ahogue con la almohada. La vigilaba en su cunita y llamaba a cada rato a la enfermera.

¿Recibiste ayuda de tu mamá o aprendiste a ser mamá sola?
Mi mamá me ayudó bastante; tenía nervios de cargarla, bañarla.

Haciendo un repaso de estos dos años y medio como mamá, ¿qué dirías?
Es la experiencia más bonita de mi vida, no me arrepiento de haberla tenido. Lucía Fernanda es el motor de mi vida. Cuando me llamó mamá por primera vez me puse a llorar y la grabé en un video, quería colgarlo en mi Facebook (risas). Ahora comprendo más a mi mamá.

 

Fuente: Diario Aja

Be Sociable, Share!
TUS COMENTARIOS